Crónica de la conferencia de Alicia Rubio en Santander

El pasado jueves día 15 de febrero, las asociaciones Enraizados y ADVCE organizaron una conferencia de Alicia Rubio en el Ateneo de Santander, titulada “La dictadura de la ideología de género”. Ante una pequeña presión de grupúsculos, falsamente progresistas, el Ateneo censuró el acto, con lo que buscamos otro lugar para la realización del evento.

La ponencia de Alicia, acompañada por el psiquiatra Ernesto Estrada, Mayte Cortés (responsable de Enraizados en Cantabria) y Jorge Calandra (presidente de ADVCE), tuvo lugar en el día y hora previstos, en la Obra Social y Cultural Sopeña, a la que agradecemos su colaboración y acogida.

La sala se llenó y la charla fue un éxito, de hecho, los asistentes no tenían muchas ganas de marcharse y mostraron gran interés por el tema en el apartado de preguntas.

Jorge hizo una pequeña presentación de ADVCE, que puede leerse en AQUÍ.

La cancelación por parte del Ateneo, nuevo agente inquisidor a favor del lobby LGTBI, ha supuesto numerosas críticas a la institución santanderina. Desde ADVCE hicimos nuestro comunicado y nuestra carta a su director.

La charla la tienes en YouTube:

Carta al director del Ateneo de Santander

Don Manuel Ángel Castañeda,

Presidente del Ateneo de Santander:

Recogiendo el pensar de la Asociación que dirijo, y que organizó junto a Enraizados la conferencia de la profesora Alicia Rubio sobre Ideología de Género, puedo decirle que nos llama la atención que se nos haya prohibido la citada charla de Alicia, flanqueada por otros intelectuales, en un lugar –el Ateneo- con un siglo de historia, entre cuyos objetivos está el “planteamiento y análisis al más alto nivel científico, con independencia e imparcialidad, de aspectos relevantes de la cultura, tanto en su dimensión histórica como contemporánea, y a la defensa y fomento de los valores morales y materiales de la región” (artículo 1º).

Ha cedido por la presión de asociaciones y partidos que se creen  con el monopolio de la verdad y de la libertad; pero son ellos los que manipulan estos conceptos y, con la más pura demagogia, juzgan y mienten sin escuchar el Mensaje de quienes tienen derecho a pensar distinto, a publicarlo y a vivirlo en libertad.

Porque lo que ese colectivo demoniza en el fondo, es nuestro deseo de que los padres (todos: los suyos y los nuestros) tengan derecho a escoger la educación que han de recibir sus hijos. Es falso que persigamos imponer nuestro criterio a nadie. Lo que pedimos es que se respete un Derecho Humano internacional, recogido en nuestra Constitución, y en cualquier cabeza bienpensante por no haber expulsado de ella el sentido común.

Son los que se agrupan bajo esas siglas, los liberticidas que se rasgan las vestiduras porque haya colectivos que defienden los valores tradicionales del Mundo occidental. Son dictadores que quieren imponer a la fuerza y a todos, la ideología LGTBI, parida en este siglo XXI, panacea de estos nuevos mesías, que aspiran a crear ciudadanos robot, estandarizados, piezas dóciles para el Nuevo Orden Mundial.

Pero no es de recibo que usted haya suspendido la conferencia. Los poderes públicos han de garantizar las libertades públicas; y para ello cuentan con las Fuerzas del Orden. Al ceder usted al chantaje, hace flaco servicio al Ateneo y se convierte en cómplice de esa lista de libertarios que hacen bueno el refrán popular: “Dime de qué presumes y te diré de qué careces”.

En relación a su comunicado informando sobre la cancelación del evento, decirle que sus argumentos no se sostienen. Empezando por el propio título que indica que “El Ateneo atiende la petición de asociaciones y partidos políticos”, pues ya había sido atendida afirmativamente nuestra petición de organizar la conferencia.

En este comunicado del Ateneo se confirma incluso que el evento cumplía con los requisitos. En la propia cancelación del evento ustedes reconocen “que la reducción de los espacios para la exposición libre de ideas, resulta perjudicial para la libertad de pensamiento”, lo que indica que saben perfectamente que la cancelación obrada por ustedes es perjudicial, y aun así llevan a cabo la cancelación.

Por último, sobre aquello de que “El Ateneo de Santander mantendrá su línea de apertura a diferentes asociaciones culturales y reitera su intención de mantener plena libertad de programación, siempre dentro del orden constitucional y sin partidismos políticos”, imaginamos que se les ha olvidado añadir: “y siempre que una treintena de asociaciones no nos presione para lograr la cancelación de los eventos”.

La libertad está de luto en Santander

El pasado jueves día 15 de febrero, varias decenas de personas, tuvimos la inmensa suerte de escuchar a Alicia Rubio, en una sala de audiciones, que amablemente ofrecieron en OSCUS, obra social y cultural Sopeña. Inicialmente la conferencia iba a celebrarse en el Ateneo de Santander, pero su director, Miguel Ángel Castañeda, la suspendió ante las presiones sufridas por parte de grupos y grupúsculos cuyas siglas ni merece la pena transcribir. El tema de la conferencia era “la dictadura de la ideología de género”. Estaba organizada por la Asociación por la defensa de los valores católicos en la escuela (ADVCE) y por Enraizados. Fue una delicia el escuchar a Alicia, clara, amena, respetuosa. Nos informó de la lamentable situación por la que está pasando personalmente por exponer sus criterios sobre la ideología de género: escraches, insultos, aislamiento, exclusión social, pérdida de derechos cívicos etc., y nos ilustró sobre la dictadura que están imponiendo en España y Europa los grupos empeñados en implantar la ideología de género, silenciando a los que no piensan como ellos, con medios de todo tipo, incluso violentos.

Que en Santander el Ateneo que debe estar al servicio de la libertad de expresión, censure una conferencia de gran utilidad pública, por motivos ideológicos, por parte de su director, es un acontecimiento grave, muy penoso, que ha ocurrido en nuestra ciudad. No nos merecemos un director del Ateneo como éste. Mientras siga en ese cargo, la libertad en Santander está de luto.

Por José Luis Pérez López

Reflexión en torno al Ateneo de Santander

La mafia se dirige al ciudadano para decirle que es mejor que cierre la tienda, que no puede vender esos productos. El ciudadano pide protección a las administraciones públicas que deben ampararle y le dicen que “verdes las han segao”, que no pueden, o no se atreven con la mafia, o lisa y llanamente están compinchados con ella. El ciudadanoque teme por él y su familia si sigue vendiendo los productos, cierra la tienda.

Vamos a hablar del Ateneo de Santander.

Si bien me siento diciendo esto tan desconcertada como una presunta bruja en un tribunal donde se afirma que  vuela en escoba, he de decir que ni soy machista, ni homófoba, ni racista, ni facha, ni ningún “pecado” ridículo de la progresía puritana, de esos que te colocan como un estigma y te convierten inmediatamente en subhumana sin derechos.

Y aunque lo fuera… todos tenemos derecho a ser malos, miserables o tener fobias. Las fobias no son delitos porque, hasta ahora, no era delito pensar u opinar. Y si mis opiniones fueran constitutivas de delito (muy graves deberían ser), que se me ponga una querellafundamentada. Lo que no puede ser en una democracia es que haya una censura previa preventiva por unas hipotéticas palabras y un libro que quienes lo censuran no han leído pero han recibido la orden de impedir que se sepa lo que pone.

¿Y qué pone? Exactamente la enorme estafa que, los que prohíben que hable y otros partidos, tienen montada a costa del géneroLos increíbles fondos públicos que se reparten, las millonadas que nos quitan del bolsillo para miles de cargos innecesarios y para políticas que no resuelven nada, ni lo pretenden pues sería matar la gallina de los huevos de oro. Y las leyes terriblemente liberticidas y anticonstitucionales que están sacando para consolidar la estafa y que nos vulneran cinco derechos fundamentales. Y, para terminar, la manipulación de nuestros menores con la finalidad de que perpetúen el sistema defendiéndolo. Casi ná. No les digo que lean el libro para no ser acusada de “vender mi libro”, simplemente, búsquenlo en Amazon y lean los comentarios de los lectores. Se harán una idea bastante precisa.

Volvamos al Ateneo y su presidente. Treinta asociaciones le “presionan” (según palabras de Leticia Martínez de IU, con quien tuve un breve debate en Radio Teiba FM, que podéis oír aquí). Treinta asociaciones y sindicatos que se han ido convirtiendo en una mafia miserable y liberticida pagada con dinero público para ejercer de matón de patio, no sólo en Santander sino en otros muchos lugares. Por cierto, al menos diez de esa lista de la vergüenza ni siquiera existen. Pero ya se sabe que la mentira es un arma revolucionaria…

Según mi contertulia radiofónica del liberticida IU-Podemos, el presidente del Ateneo “suspendió la conferencia porque él lo quiso ya que no le hemos puesto un cuchillo en el cuello”. Pues solo faltaba. De hecho, no hace falta. Yo, en su caso, de inmediato hubiera visualizado escraches en la puerta del Ateneo, difamaciones, cristales rotos, pintadas insultantes… porque lo he vivido por parte de esa maraña de grupos y siglas en otras ciudades. Ya digo, la banda de la porra al calor del dinero de todos para intimidar a una parte de la población.

Y las subvenciones… parece que recordaron que podía correr peligro ese cáncer que nos ha traído la democracia consistente en que nos quitan el dinero del bolsillo para darnos “servicios culturales gratuitos” pero pagados por nosotros haciéndolos pasar por regalos del gobernante y que han supuesto dos efectos nefastosque nos hayamos acostumbrado al “todo gratis” y no sepamos, ni queramos ya, pagar a asociaciones culturales y que los que manejan la pasta la utilicen para fomentar la “cultura” que les convenga y doblegar independencias de pensamiento con la amenaza de eliminar lo que se ha constituido en modus vivendi de esas asociaciones ante la disminución de socios por el perverso sistema del “todo gratis”.

El presidente del Ateneo, ciudadano que ve peligrar su tienda y su familia ante la “presión” mafiosa, pide ayuda a los poderes públicos que deberían defender sus derechos. Porque al parecer pidió apoyo al PP. Y se encuentra más solo que Gary Cooper en la famosa película. Y decide suspender el acto porque no todos somos Gary Cooper (el heroísmo cotiza en bolsa a la baja en esta sociedad pesebrera) y porque, en este caso, el protagonista tenía que enfrentarse al villano solo pero con la parienta y los churumbeles escondidos detrás de él en el tiroteo. La gallarda decisión no implicaba sólo a su persona sino al Ateneo, a la pervivencia de una institución centenaria que quizá perdió su sentido cuando la subvención tuvo que sustituir las cuotas de los socios, pero que debe pervivir para retomarlo porque es imprescindibleaquí y ahora.

Y ya conocemos el final: el ciudadano cerró la tienda. Ante esa situación, muchos otros lo hubieran hecho. Pero la culpa, si se analiza, la tienen la mafia y la inacción de quienes debían defenderlo, no tanto el amenazado y desprotegido ciudadano. Y también la tieneuna sociedad que no sale en tromba a exigir responsabilidades políticas a los que se lavaron las manos y a quienes presionan como mafiosos de la peor estofa.

Cierto que todos esperábamos, yo la primera, el tiroteo de un Gary Cooper irreductible, pero me temo que nuestro protagonista tenía, por muchas causas el revolver sin balas.

Y llega el momento en el que todos deberíamos empezar a preguntarnos si no vale la pena, dado el cariz que están tomando las cosas, asociarse en instituciones privadas, independientes de los poderes públicos para continuar teniendo foros de libertad que, cada vez más, los liberticidas y los poderes públicos  nos están negando a los que discrepamos.

Sólo pido que llegue un día en el que pueda volver al Ateneo, y esta institución, independiente y protegida de las mafias por quienes deben hacerlo, me permita contarles hacia dónde nos están llevando si es que aún, y a la vista de toda esta historia, no se lo empiezan a imaginar.

Por Alicia V. Rubio Calle en https://eltimodelgenero.com/2018/02/18/reflexion-en-torno-al-ateneo-de-santander/

ACTUALIZACIÓN IMPORTANTE de la noticia “Enraizados y ADVCE invitan a Alicia V. Rubio a Santander”

El Ateneo de Santander, en un ridículo comunicado, nos ha señalado que suspenden el acto. Próximamente daremos más información. Aunque el Ateneo no se ha disculpado por las molestias causadas, nosotros sí pedimos disculpas por las molestias ocasionadas a nuestros socios, simpatizantes y, en general, seguidores y lectores, por la cancelación anti-libertad de expresión.

Noticia original:

Alicia V. Rubio visitará Santander para dar la conferencia “La dictadura de la ideología de género”. Será el jueves 15 de febrero de 2018 a las 19:30 horas, en el Ateneo de Santander, calle Gómez Oreña, 5.

Alicia V. Rubio es profesora y autora del libro “Cuando nos prohibieron ser mujeres… y os persiguieron por ser hombres”. La presentación será a cargo de Ernesto Estrada, médico psiquiatra.

CENSURADO:

Cartel anunciador Santander